mantenimiento preventivo

Plan de mantenimiento preventivo en el departamento de IT

Todos sabemos que un vehículo funciona mejor cuando se le realiza un mantenimiento regularmente. En el caso de la red informática de tu empresa, formada por computadoras y otros componentes tecnológicos, la situación no es diferente. Hacer controles rutinarios y tener un mantenimiento preventivo ayuda a mantener la salud de todos esos sistemas y asegura que tengan una vida más larga.

Si estás interesado en contratar un servicio de mantenimiento preventivo, este post es para ti.

Pero asegurarse de que toda tu infraestructura de IT se encuentra en las mejores condiciones es a menudo una tarea desalentadora. Dependiendo del tamaño de tu organización y del apoyo que estés recibiendo para poder hacer un mantenimiento preventivo, esto puede ser abrumador. Muchas empresas se preocupan mucho de tener todos los servidores, ordenadores, aplicaciones y bases de datos actualizadas con los últimos parches. Pero desafortunadamente, son muchas otras las que con frecuencia permiten que toda su infraestructura de IT quede abandonada y descuidada, sin actualizar firmwares y sin un mantenimiento básico de software, sobre todo si nos fijamos en los componentes que conforman la infraestructura de red.

Si esa infraestructura de red queda sin un mantenimiento preventivo básico, esa dejadez podría ser muy perjudicial para tu empresa, y podrías tener vulnerabilidades inesperadas y problemas de soporte de tus proveedores en el futuro. Necesitas tener un plan de mantenimiento preventivo completo, incluyendo routers, switches, modems wifi y puntos de acceso, para asegurar que disponen de las últimas actualizaciones de firmware de forma que tu red sea más estable y segura.

 

7 puntos a considerar para programar un mantenimiento preventivo

1. Establece la frecuencia

Ten en cuenta la tolerancia al riesgo con la que tú y tu organización os sentís cómodos a la hora de determinar la frecuencia. Si vuestra tolerancia es baja deberías considerar una revisión mensual o trimestral de toda la infraestructura de IT. Si por el contrario el riesgo al que podríais estar expuestos es aceptable, tu infraestructura es bastante estática o si se trata de una red pequeña, puedes programar que se haga ese mantenimiento preventivo cada seis meses.

2. Incorporarlo dentro del proceso de gestión del cambio de vuestra empresa

Debes incluir el programa de mantenimiento preventivo de IT dentro de la política de gestión del cambio de vuestra empresa. Que quede claro que de forma permanente va a haber actualizaciones en la infraestructura de IT que habrá que cubrir. Y si se identifican vulnerabilidades críticas que requieren de una acción inmediata, estos cambios individuales deberán de poderse hacer fuera de la programación habitual. Identificar claramente este mantenimiento dentro de la gestión del cambio de tu empresa mantiene tu departamento en el centro de atención y da soporte a la necesidad de tener recursos asignados a estas tareas.

3. El mantenimiento preventivo de computadoras y red es un esfuerzo de equipo

Asegúrate de que todo tu equipo es responsable del mantenimiento preventivo y que no queda como una tarea relegada a un solo miembro individual del equipo. Implementa un programa de rotación de manera que todo el mundo participe en este proceso. Si tienes una infraestructura muy grande, divide la carga de trabajo entre el equipo.

4. Incluye también un mantenimiento preventivo de software

Lo primero a incluir en el mantenimiento preventivo de software es una revisión de que las copias de seguridad están configuradas correctamente, que se están haciendo y que funciona la restauración. Esto por sí solo puede salvar la vida a tu empresa en un momento de apuro. Por otro lado asegúrate de que tu red está utilizando el software más reciente y que se están instalando las actualizaciones del sistema operativo. Algunos estudios demuestran que cuando los usuarios tienen todo actualizado, aumentan la productividad de sus trabajos ofimáticos significativamente. Para el resto de software, revisa las actualizaciones de seguridad y recomendadas de los diferentes productos instalados en tu red. Haz un inventario del software instalado y revisa si existen incompatibilidades entre las nuevas versiones y el resto de software.

5. Mantén activos los contratos de soporte con tus proveedores

Sobre todo en lo que se refiere a servidores e infraestructura de red. Se trata de componentes críticos para cualquier negocio así que debes asegurarte de que los contratos de mantenimiento están activos. Necesitas estar seguro de poder actualizar cualquiera de los equipos involucrados en operaciones de red para asegurar que toda la organización puede trabajar sin problemas.

6. Suscribete a notificaciones de soporte y avisos de seguridad de tus proveedores

La mayoría de los proveedores más conocidos tienen un sistema de avisos y notificaciones de soporte y seguridad al que sus clientes pueden acceder, normalmente a través de listas de distribución de correo electrónico. Estas notificaciones mantienen a los equipos de soporte de las empresas al tanto incluso de lo que le ocurre a otros clientes y proporciona una gran cantidad de recomendaciones actualizadas acerca de temas de seguridad y estabilidad.

7. Debes incluir la gestión del ciclo de vida del hardware

Hacer un seguimiento de ciclo de vida del hardware de tu infraestructura es una parte importante de cualquier plan de mantenimiento preventivo. Los proveedores están actualizando continuamente sus líneas de productos con nueva tecnología y eso significa que los productos más antiguos están llegando al final de su soporte y por lo tanto al final de su vida. Saber en qué momento de su ciclo de vida se encuentra el hardware te permitirá planificar para realizar actualizaciones de hardware, asegurando que toda tu infraestructura tiene soporte de los proveedores.

 

Conclusión

Toda la infraestructura informática de tu empresa y en especial la de red debe ser cuidada y mantenida tanto como el resto de infraestructuras de tu organización. Tener un plan de mantenimiento preventivo te ayudará a conseguir que la salud de tu empresa esté siempre entre las mejores en comparación con tu competencia.


ventajas trabajar en cloud