Ventajas de los sgbd libres

sgbd libres

Seguro que cuando os hablamos de sistemas de gestión de bases de datos el término os suena. Lo conocemos también con las siglas SGBD y juega un papel determinante en la tecnología de un negocio. Los SGBD responden a un conjunto de programas que facilitan una serie de herramientas para poder llevar a cabo la gestión del almacenamiento de datos. A través de ellos también podemos realizar otras acciones como la modificación o la extracción de todo tipo de información que necesitemos y que se encuentre integrada dentro de una base de datos. Los recursos que proporcionan los SGBD hacen que podamos manipular las bases, llevando a cabo diferentes acciones como añadir, borrar, modificar o analizar los datos que se encuentran disponibles. Y entre ellos los sgbd libres tienen una gran relevancia, razón por la cual hemos decidido concentrarnos en ellos.

 

Entrando en materia

Tengamos en cuenta que los SGBD pueden ser libres o comerciales, y dado que estos últimos son los más conocidos nuestra intención es hablar de los libros y en especial de sus ventajas. Los comerciales ya sabéis que son los que distintas compañías lanzan al mercado y cobran por dar soporte al usuario, obteniendo beneficios en el proceso que ayudan a mantener los negocios a flote.

La mayoría de estos softwares comerciales están programados a través de un código cerrado, por lo que se presentan como un producto totalmente privado en el cual no hay mucho margen para la flexibilidad. En su defecto, los sistemas libres cambian las tornas. Estos presentan múltiples ventajas con respecto a los comerciales. En primer lugar, hay que tener en cuenta que los primeros respetan completamente la libertad de los usuarios y les aportan mayor flexibilidad para adecuar el programa a sus necesidades. Una vez descargado el software se podrá editar, modificar y usar con libertad, lo que permite realizar importantes mejoras respecto a las funciones básicas. Esto supone no tener que dar cuentas a nadie y poder improvisar, algo que a todas las empresas les gusta.

Por supuesto, los SGBD de distribución libre evitan que tengamos que gastar dinero en ellos, aunque existan otras fórmulas de apoyo a sus desarrolladores o a la comunidad. En algunos casos la descarga no es gratuita, pero en ningún caso los costes son tan elevados como en el caso del software comercial. Se suelen buscar cubrir gastos y los aspectos vinculados a la actualización o gestión de estas plataformas. Eso implica, al mismo tiempo, que nos olvidemos de ese concepto que reúne todos los sgbd libres en el mismo saco donde no hay que pagar nada. Es mejor abrirnos a la idea de que quizá sí que tengamos que pagar algo dependiendo del contexto.

 

La opción más recomendable

Como decíamos antes, el software libre crea a nuestro alrededor cierta cúpula de responsabilidad, pero también de implicación, porque pasamos a formar parte de un grupo muy variado de expertos que trabajan con este tipo de distribución gratuita. Esto significa que las mejoras que hagamos o los distintos niveles de personalización que implementemos podremos compartirlos con la comunidad para que lo que hayamos hecho con este sistema de gestión de bases de datos sea aprovechado por otros especialistas. Será una forma de devolver lo que hemos obtenido sin tener que realizar pagos.

Trabajando con los sistemas de gestión de bases de datos tendremos entornos multiplataforma, herramientas integradas en distintos frentes y capacidad de administración sin límites. También se trabaja para que los entornos de compatibilidad sean sólidos, lo que garantizará que cualquier tipo de usuario y empresa pueda aprovechar sus distintos beneficios. Es una opción muy provechosa, sin grandes requisitos, pero con muchas posibilidades.

Y aunque hay quien apoya los sistemas comerciales indicando que en estos el nivel de seguridad es mayor, hay que decir que los libres han mejorado considerablemente en los últimos años hasta el punto de que ya se han puesto al mismo nivel. Por lo tanto, la seguridad no debe ser un factor que tener en cuenta a la hora de decidir por un tipo de plataforma u otra. Si a esto le sumamos el ahorro en licencias, las posibilidades de gestión y que no estamos tan limitados como con el software comercial, no hay duda de que cualquier empresa debería echarle un vistazo para ver cómo la pueden mejorar.

 

ventajas trabajar en cloud

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *